MURCIELAGO DE LAS TUMBAS

Se da este nombre a dos familias de murciélagos que escogen las tumbas las tumbas y pirámides de Egipto.

La primera familia (rinopomatidos) está constituida por 4 especies conocidas como murciélagos de cola de ratón, de cola de rata o rabilargos. Tienen una longitud de 8 cm y su cola mide casi otro tanto. Son de color pardo grisáceo o pardo, más claro en su parte inferior y carecen de pelo en la cara y el dorso, sus orejas son grandes y están unidas por un pliegue de la piel y en cada una tiene un trago. Sobre su hocico ostentan un pequeño repliegue redondeado y en la frente una cavidad.

La segunda familia (embalonuridos), está constituida por unas 40 especies. Miden entre 4 y 9 cm, siendo su color generalmente, pardo, gris o negro. Algunas de estas especies tienen marcas blancas y 3 de ellas, conocidas como murciélagos fantasmas, son completamente blancas, no poseen el repliegue nasal y muchas de ellas tienen en la parte superior de las alas unos sacos glandulares que segregan un líquido rojo y maloliente. Su cola es corta.

Los murciélagos de las tumbas descansan en cavernas, grietas en roca, entre los edificios en ruinas, casas o sepulturas abandonadas y algunos de ellos en troncos huecos de árboles, bajo leños e incluso en grandes hojas enroscadas. Los rinopomatidos cuando reposan se pueden colgar por las garras de los dedos. Viven casi exclusivamente en desiertos y tierras áridas y tienen la nariz en forma de pequeños orificios que pueden cerrar cuando lo deseen para protegerse de la arena.

Se alimentan ambas familias de insectos, especialmente de escarabajos voladores y mariposas nocturnas


Share

Quiza tambien te interese